Saltar al contenido

Esterilización de un perro

precio esterilizar un perro

Si tienes un perrito como mascota es importante que conozcas uno de los métodos más recomendados por los veterinarios para mejorar sus condiciones de vida: la esterilización de un perro. Aunque a algunos les pueda parecer un método drástico, es cierto que los beneficios de esta práctica son numerosos tanto para ti como para él.

Lo primero que debes hacer es informarte adecuadamente para que puedas decidir si es conveniente que un experto le realice este procedimiento a tu perro. La decisión final es tuya, pero lo que más te debe importar es su bienestar y su felicidad.

¿En qué consiste la esterilización de un perro?

Es un proceso quirúrgico desarrollado para evitar la reproducción de la especie y se aplica tanto en los machos como en las hembras.

La esterilización en hembras consiste en la extirpación del útero, los ovarios y parte del cérvix.

Esterilizar un perro macho consiste en una incisión que se hace en el escroto para retirar sus testículos.

La esterilización de un perro es una técnica indolora y segura que se recomienda para facilitar la vida de los dueños y del animal. Lo único que se requiere para llevarla a cabo es comprometerse a darle todos los cuidados al perrito antes y después del procedimiento, así como acudir a un especialista con experiencia en esta práctica.

esterilización de un perro

¿Por qué debería esterilizar a mi perro?

Son muchas las razones que llevan a la mayoría de los amantes de los perros a solicitar su esterilización, pero entre las más conocidas están:

  • Controlar la natalidad. En otras palabras, te evitará llenarte de camadas de perritos que pueden complicarte la vida y aumentar la población de la especie.
    La triste realidad, es que en cualquier país son sacrificados millones de perros todos los años. Muchos de los perros sacrificados provienen de machos y hembras no esterilizados. Aunque también desgraciadamente de perros abandonados.
  • Evita enfermedades como el cáncer de ovario y útero en las hembras, así como eliminar infecciones comunes en la zona como la piometra. También reduce la posibilidad de que padezcan de tumoraciones en las mamas.
  • Se eliminan por completo los posibles embarazos psicológicos que pueden llegar a experimentar algunas hembras.
  • En los machos, se reducen los comportamientos agresivos, así como la necesidad de escaparse cada vez que quiera reproducirse. Un porcentaje muy elevado de perros macho se pierden, al seguir el olor del celo de alguna hembra
  • Alargamos la vida del animal. Según estudios cientificos realizados en 40.000 perros esterilizados, publicado en el American Journal of Veterinarian Reserarch en 2013, esterilizar un perro trae consigo tantos beneficios para la salud del animal, que como consecuencia, la vida del perro macho o hembra se alarga de media un 24% respecto a perros que no han sido castrados.
  • Se elimina la costumbre de los machos de marcar territorio con la orina en las diferentes zonas de tu casa.
  • Las enfermedades como el cáncer testicular o problemas con la próstata también se pueden evitar con la castración.
efectos secundarios de una esterilización

¿Qué tengo que hacer para esterilizar un perro?

Si quieres esterilizar a tu perrito o perrita, lo que debes hacer es acercarte a una clínica veterinaria que cuente con personal especializado en estos procedimientos quirúrgicos.

El veterinario te dará las indicaciones necesarias para preparar a tu mascota para la cirugía, como la administración de algunos medicamentos preoperatorios y el cuidado con la alimentación.

Debes saber que en el caso de las hembras, al ser una operación más invasiva, se exige que estas pasen una noche en la clínica bajo observación. En el caso de los machos, que es un procedimiento mucho más sencillo, se suelen dar de alta unas horas después de la intervención. Pero en ambos casos recibirán anestesia general, lo que implica ciertos cuidados especiales.

Tan pronto termina la intervención y los efectos de la anestesia hayan pasado, tu perrito se despertará dolorido y bajo un gran estado de confusión, por lo que el veterinario le dará una dosis de analgésicos que deberás administrarle en tu casa según las indicaciones del doctor.

Debes saber que para la recuperación total de tu mascota es fundamental que le proporciones los cuidados necesarios tras la operación, así como una cuota adicional de cariño y paciencia. Es posible que muchos se sientan malhumorados, cansados y torpes, así que intenta facilitarle las cosas.

Es completamente normal que durante los primeros días, después de la operación, pierdan las ganas de comer y se pasen largos períodos tumbados. Al principio les puedes proporcionar pequeñas raciones de agua y comida, pero no lo obligues. 

Es importante que lo observes continuamente y atiendas su estado, ya que pueden vomitar, sentirse hinchados, padecer fiebre o empezar a supurar a través de la herida. Siempre que se produzca una de estas situaciones debes llamar de inmediato al veterinario.

castra un perro mejora su salud

¿A que edad se recomienda?

Lo mejor es castrar un perro entre los 6 y los 8 meses de edad. No es algo obligatorio pero si recomendable antes de que alcance la madurez sexual. Es un momento perfecto para realizar la esterilización de un perro, ya que al ser un animal joven, tendra una recuperación rápida. Es un tema controvertido pero ser rápidos, evitara enfermedades y trastornos que puede padecer nuestra mascota.

¿Qué precio tiene esterilizar un perro?

El precio de esterilizar un perro varía dependiendo del género, ya que como acabamos de decir, en las hembras es un proceso mucho más delicado e invasivo porque exige la extirpación de órganos importantes. 

La media en España para este tipo de cirugía canina oscila entre los 160 y los 360 €. La variación dependerá de los riesgos que puedan existir, del tamaño de la perrita, así como de la suma de gastos preoperatorios.

Para castrar a un macho, los costes son más bajos. Estos son de entre 90 y 210 €, ya que la operación es mucho más rápida y poco invasiva, puesto lo que el veterinario hará será retirar los testículos del animalito.

Estos precios suelen incluir: materiales y medicamentos necesarios para la cirugía y la recuperación, como anestésicos, analgésicos y antibióticos. La mano de obra y los gastos del quirófano también deben estar incluidos.

Es importante mencionar que muchas clínicas cuentan con campañas para la esterilización de un perro, en las que se hacen descuentos especiales.
Muchas familias pueden ayudar esterilizando a sus perritos y así evitar la sobrepoblación y el abandono de cachorros en las calles.

Los precios por castrar un perro no son muy elevados teniendo en cuenta la cantidad de problemas de salud que le evitaran a nuestro perro. Eso se traduce en menos gastos veterinarios y en ahorro a largo plazo.

Efectos secundarios o consecuencias

Castrar un perro o esterilizar a una perrita, como todo procedimiento quirúrgico tiene sus riesgos, sin olvidar que es una técnica irreversible. Los efectos de la anestesia pueden ser fuertes en algunos perros y en estos casos, los cuidados postoperatorios seran mucho más cuidadosos y por más tiempo.

La mayoría de los perritos puede padecer de vómitos, diarreas, letargo y pérdida del apetito hasta 10 días después del procedimiento. Si pasa esto debes animar y cuidar a tu mascota con más atención.

Otros efectos secundarios por esterilizar una perrita o perrito que se pueden presentar después de la esterilización son, en algunos casos, la personalidad de tu mascota se vea un poco alterada. Tal vez sea más tranquilo y menos ansioso, lo que es muy positivo para la convivencia y los paseos diarios que acostumbras a dar con tu peludo amigo serán mucho más pacíficos.